Comedia

INT. TEATRO DE CONSIDERABLE TAMAÑO – NOCHE

El teatro está a reventar, sus casi 500 sillas están todas ocupadas por un público expectante y ansioso por ver al ahora comediante, antes desconocido como músico. Pagaron sin reparos una boleta que para un concierto solo es entendible si es un festival de gente bonita con alguna banda reencauchada de los años ochentas. No saben mucho del espectáculo que van a ver pero poco importa, solo saben que se llama “Stand-Arte” y que debe ser chistoso porque si no, la ciudad no estaría plagada de pasacalles con la foto del personaje que ansiosos esperan.

Las luces se apagan, comienza a sonar “De música ligera”. El comediante antes músico sale a escena y el público con solo verlo estalla en carcajadas y vítores, la platica no se perdió.

COMEDIANTE
(Impactado por el aforo que en un concierto suyo era impensable o solo posible en algún festival gratuito en el que no terminaba de encajar, hace una venia que produce aún más risa. Entre las luces reconoce a los papás y a amigos cercanos, a compañeros del colegio a los que se cansó de invitar cuando cantaba, miembros de la farándula criolla y a unos parientes lejanos que sólo recordó cuando lo llamaron a pedirle boletas. Espera a que paren los aplausos pero se ve obligado a intervenir)

¡No es para tanto, gracias, gracias, me ponen nervioso!

Continúa leyendo Comedia

Limpieza de oídos 11

Dice el diccionario de la RAE sobre la palabra Cantautor: “Cantante, por lo común solista, que suele ser autor de sus propias composiciones, en las que prevalece sobre la música un mensaje de intención crítica o poética.”

Era menester de los juglares, maestros de la canción medieval, utilizar la lírica y la forma para llevar a cabo su propósito estético y/o comunicativo. Rápidamente la forma canción se convirtió en uno de los géneros más populares de la música en occidente y desde entonces no ha dejado de existir en el repertorio universal.

La forma en sí era tan atractiva que sugería el baile y el canto en coro de sus estribillos. Por algo se convirtió en el estandarte del pop moderno, tanto así, que hoy en día se habla más de canciones que de obras musicales. Es una realidad histórica que en el gran arte de la canción los compositores nunca han privilegiado la lírica a la música, ni viceversa, pues el arte de hacer canciones es lograr la perfecta comunión de estas dos cosas. Continúa leyendo Limpieza de oídos 11

Tenaces

Hace pocos años identifique mi pasión por la cultura, por su aporte al ocio, a la construcción y sostenimiento de la sociedad. Decidido a contribuir desde mis conocimientos y experiencias, yo, un ingeniero industrial con deseos de ser en algún momento músico y escritor, me aventuré a entrevistar personas que le han dedicado a este campo gran parte de su vida y trabajo. Lo que encontré fue admirable. Contamos con personas con mucho talento y grandes ideas que trabajan para el sostenimiento de la cultura. Pero en un país con nuestra problemática social y económica, no sólo hay que admirar su creatividad. Hay que elogiar su tenacidad.

Hoy la cultura está sujeta al juego de la oferta y demanda como si fuera una industria con ánimo de lucro, situación incompatible para muchas de las corporaciones e instituciones culturales de Colombia con objetivos que van más allá de una rentabilidad económica. En un ensayo escrito por el crítico musical británico Simon Reynolds titulado “¿Se murió el Underground?”, se hace alusión a como la tecnología ha ayudado a igualar en accesibilidad a los productos alternativos (Underground) y los productos masivos (Mainstream). Hoy uno puede consumir en una misma plataforma y al mismo costo ambos tipos de producto de cualquier parte del mundo. A pesar de esto, en dicha economía de mercado el éxito de los productos radica en tener un mayor presupuesto. Es decir, los productos masivos de empresas que tienen la capacidad de invertir en la difusión y que están dispuestos a sacrificar la calidad y el valor cultural a cambio de ser más rentables, tienen más garantías de éxito en estas nuevas plataformas de consumo. Continúa leyendo Tenaces

Limpieza de Oídos 10

Hace un año, cuando inaugurábamos esta columna, nos quejábamos de la poca crítica musical que se hacía en la ciudad. Parece que el esfuerzo de persistir ha animado a otros a escribir sobre los sonidos que resuenan en esta villa.

Socorro, sitio en el que también colaboro reseñando discos, ha dado bastante de qué hablar; LaEmboscadura le ha dado espacio a otras voces que se animan a narrar la música de la ciudad con un espíritu crítico; HagalaU sigue haciendo la tarea de periódico musical y de vez en cuando se suman a la tarea crítica; una nueva revista impresa – Rock n’ Roll – llama la atención por su impresión full color pero aún no convence en contenido, y no lo va a hacer si sigue gastando tinta en grupos que no la necesitan: Guns n’ Roses, The Killers, IRA, David Gilmour, entre otros. El Colombiano aún mantiene su columna semanal, a la cual le vendría muy bien un nuevo enfoque; y hasta los muchachos de Música Corriente se han animado a escribir en este Corrientazo para que no los confundan con Martín y así no ser blanco en las discusiones que se generan en las redes sociales; otro que va cogiendo fuerza es Rockal, que solo asume posturas críticas fáciles en reseñas de discos y lo demás es periodismo informativo de eventos y bandas a los que les sobra el free press. Continúa leyendo Limpieza de Oídos 10

Limpieza de Oídos 9

Una preocupación: a los músicos se les acabó la costumbre de hacer conciertos por el gusto de compartir la música, de crear escena, de armar parches.

El estado, unos cuantos festivales de mediano formato y tres salas de conciertos con equipamiento técnico cegaron a las bandas de Medellín a ir más allá (o más acá), a lo primitivo. Se acabaron los conciertos de pequeño formato, esos donde la autogestión revela el amor que los músicos tienen por su profesión, donde cada banda pone un micrófono, un amplificador o una base de platillo, hasta completar el set. Ahora no tocan aquí o allí, porque las condiciones técnicas no son las adecuadas. Y así, también el público se mal acostumbra, ahora no van a pagar por un concierto en un garaje o en un teatro prestado porque “la alcaldía ya pago por vos”. Continúa leyendo Limpieza de Oídos 9

Limpieza de Oídos #8

Hay una historia que se repite en el escenario musical de Medellín: Una banda se reúne a ensayar, montan canciones, hacen arreglos en el instante, logran un sonido, pulen un repertorio, dan conciertos y el público parece interesado; hasta que llega el momento de grabar un disco. Van al estudio de grabación, el ingeniero de turno a veces da unas atrevidas recomendaciones y finalmente, después de muchas tomas y horas de mezcla, lo escuchan mil veces y no se sienten satisfechos. “Es que suena pasito”, “todo está muy opaco”, “el bajo no se entiende”, “la voz está perdida”, etc. Finalmente, por no perder la inversión, terminan publicando un disco que poco se parece al resultado que anhelaban y le echan la culpa al ingeniero que hizo la captura.

Son pocos los discos publicados en la ciudad que cuentan en los créditos con la figura del productor musical. Todos conocemos el legado de Federico López, un productor local que trabajó en discos como El Dorado de Aterciopelados, el homónimo de Parlantes y un polémico disco como el de Los Árboles, entre otros. Hoy en día la mayoría de grupos actúan de productores sin tener conocimiento del tema, o sin tener la valentía de entregar su obra a un tercero que les ayude a plasmar la idea musical en una placa discográfica. Continúa leyendo Limpieza de Oídos #8

Limpieza de oídos 4

Si hacemos un inventario de las agrupaciones locales de los últimos 20 años en la ciudad de Medellín, nos encontramos con una triste realidad: La mayoría de ellas se acaban tras publicar su primer álbum. No hay paciencia, no hay oficio. Otras no se acaban pero llevan diez años tocando las mismas canciones del primer disco; ¿acaso no se cansan de repetir la misma cantaleta? (Coffee Makers, Gordos Project, La 45). Finalmente, otro fenómeno más curioso que alarmante, es la incapacidad de los buenos proyectos de llegar o superar el tercer trabajo discográfico (Panorama, Neoplatonics, Planeta Rica). Continúa leyendo Limpieza de oídos 4

Limpieza de oídos 2

“El sonido es una ausencia presente, el silencio es un presente ausente.”
David Toop
Resonancia siniestra

Pocas veces las redes sociales nos sorprenden con discusiones o temas relacionados con la crítica musical. Sin embargo, el mes pasado se armó una cadena de publicaciones invitaba a nombrar bandas según una serie de premisas: Banda que odio, banda sobrevalorada, subestimada, favorita, con letras más inteligentes, etc. El juego consistía en que uno hacía la tarea y continuaba la cadena invitando a tres amigos a que hicieran lo mismo. El juego parecía inofensivo a medida que cada quien nombraba bandas extranjeras que amaba en secreto, y no pasaba de ser algo más que un chisme. Continúa leyendo Limpieza de oídos 2